Jesse Owens

James Cleveland “Jesse” Owens (Oakville, 12 de septiembre de 1913Tucson, 31 de marzo de 1980) fue un popular atleta estadounidense de origen afroamericano. Participó en los Juegos Olímpicos de Berlín 1936, donde consiguió fama internacional al lograr cuatro medallas de oro: 100 metros lisos, 200 metros lisos, salto de longitud y como participante del equipo ganador en la carrera de relevos 4×100 metros. Fue el atleta más exitoso de los juegos olímpicos del verano de 1936. En su nombre, fue instituido el premio Jesse Owens por la importancia de su carrera.

Owens nació en Oakville, Alabama (Estados Unidos), pero se trasladó a Cleveland, Ohio, cuando tenía nueve años. Era el séptimo de los once hijos de Henry y Emma Owens. Owens era el nieto de un esclavo y el hijo de un granjero. Recibió el sobrenombre de “Jesse” de un profesor de Cleveland, que no podía entender su acento cuando el joven Owens dijo que se llamaba “J.C.” (en inglés, “J.C.”, siglas de James Cleveland, tienen una fonética parecida a “Jesse”).

Owens siempre atribuyó su exitosa carrera en el atletismo al estímulo de su entrenador durante sus estudios en el instituto Fairview Junior High, Charles Riley, que le introdujo al atletismo. Riley, junto a Harrison Dillard, un atleta de Cleveland, inspiraron al joven Owens. Como Owens trabajaba arreglando zapatos después de la escuela, Riley permitió a Jesse entrenar antes de las clases, en vez de en el horario habitual de los entrenamientos.

Owens empezó a destacar a nivel nacional en 1933 cuando, como estudiante del instituto East Technical High School de Cleveland, rompe el récord mundial de salto de longitud para estudiantes de instituto, con una marca de 7,55 metros e iguala el récord mundial en 100 metros lisos con una marca de 10,4 segundos.

Seguir leyendo: Wikipedia

Anuncios

Acerca de deberesparahoy

En la actualidad la gente sólo se preocupa por sus derechos. Recordarle que también tiene deberes y responsabilidades es un acto de valor que no corresponde exclusivamente a los políticos. Gandhi.
Esta entrada fue publicada en Deberes para hoy y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.